Inicio > IMPRESCINDIBLES > La Infanta Leonor, única heredera a un trono europeo que estudia en un colegio privado

La Infanta Leonor, única heredera a un trono europeo que estudia en un colegio privado

 

¿Se equivoca Europa o los Borbones hispanistaníes?  Lo suyo sería mandar a Leonor a la escuela pública…

 

http://www.vanitatis.com/casas-reales/2011/12/09/la-infanta-leonor-unica-heredera-a-un-trono-europeo-que-estudia-en-un-colegio-privado-16833/

La Infanta Leonor, única heredera a un trono europeo que estudia en un colegio privado

 

Si hay algo que diferencia a los futuros herederos europeos al tronoentre sí es su educación. De entre todos ellos destaca la Infanta Leonor, ya que es la única princesa europea que tiene una educación privada. La primogénita de los Príncipes de Asturias comenzó su periplo estudiantil en la escuela infantil de El Pardo, hasta que cumplió tres años de edad, momento en el cual pasó a ocupar un pupitre en uno de los colegios más prestigiosos de Madrid, Santa María de los Rosales, donde también se formó el príncipe Felipe.

Este centro educativo, donde la princesa completará sus estudios hasta la mayoría de edad, fue elegido por su proximidad al palacio, además de por ofrecer una educación mixta, laica y fomentar los valores y creencias de la monarquía española.
Todo esto lo podrían encontrar en la enseñanza pública como hace el resto de casas reales, pero como ya adelantó Vanitatis, doña Letizia es muy estricta con la educación de las infantas y “defiende para sus hijas una niñez lo más normal posible. Quiere protegerlas, evitando que están en el punto de mira, y sus movimientos sean pasto de comentarios y maledicencias”, según un personaje próximo a la Familia Real. Para este fin, el colegio ha tenido que reforzar sus medidas de seguridad, prohibiendo los móviles con cámara, horarios especiales en infantil para evitar aglomeraciones, instalaciones más seguras, etc.
Futuros reyes con educación pública
Guillermo y Máxima de Holanda confiaron la educación de su primogénita Catharina Amalia a un centro público de Wassenaar, al oeste del país, llamado Openbare Bloemcampschool, que en su página web se describe como “un lugar seguro, con un concepto del mundo diferente, donde casi todos son amigos. La escuela es un camino para decidir el futuro, la ventana por el que se ve el mundo”. Esta princesa, que cumplió ocho años el miércoles pasado, ejemplifica a la perfección la valía de la educación estatal pues, lejos de quedarse atrás, sus profesores decidieron que avanzase un curso respecto a su edad debido a las buenas calificaciones que estaba obteniendo.
Haakon y Mette-Marit de Noruega decidieron que la educación de su primogénita, IngridAlexandra, debía ser estatal, ya que tienen presente que “su papel no es sólo estar al servicio del pueblo, sino ser parte de él, convivir con ellos y aprender en cuanto al sistema público se refiere”, algo que los medios de comunicación noruegos han elogiado, más aún cuando la directora del centro aseguró que “no habrá privilegios para Ingrid, pues llevará a cabo el mismo programa escolar que el resto de los estudiantes”. Esta escuela llamada Janslokka se encuentra ubicada en el pequeño pueblo de Asker, donde los príncipes establecieron su residencia en una granja de Skaugum.
El príncipe Felipe y la princesa Matilde de Bélgica son otros royalsque se han decantado para la educación de sus hijos por una institución de carácter pública. La princesa Elisabeth, que ocupa el segundo lugar en la línea de sucesión al trono, estudia junto a sus hermanos Gabriel y Emmanuel en el colegio Sint-Jan-Berchmanscollege, situado en el corazón de Bruselas. Este centro tiene como base académica la religión, con una trayectoria educativa de más de 150 años en manos de la congregación de los Padres Jesuitas. El lema de esta institución es: “Si nos conocemos, aprendemos a conocer mejor a Dios” y, según reza en su páginaweb: “Tiene un carácter cristiano que aparece de forma natural en muchos signos externos y entrelazado en la vida escolar”.
Otro de los jóvenes herederos al trono de su país es Christian de Dinamarca, hijo primogénito de Federico y Mary Donaldson, que cumplió seis años el pasado mes de octubre. Este futuro rey danés fue el primer miembro de la Casa Real en estudiar en un centro educativo público, concretamente al Tranegard, situado en Hellerup, a las afueras de Copenhague.
Categorías:IMPRESCINDIBLES
  1. Manuel
    septiembre 15, 2012 en 6:37 am

    Es este un aspecto negativo más de la Casa Real española que los aleja, que los aisla del pueblo. Lamentablemente desde la óptica de los padres no se ven sino su propio ombligo importandoles un rábano tomar una decisión contraria con lo que ello supondría. Fui profesor en colegios de “élite privados” y puedo asegurar que allí se trataba muy bien “al cliente-alumno/a con lo que se desvitúa la auténtica enseñanza al evitar- cuando menos- cualquier muro o dificultad que el alumno/a pueda tener. Vamos .que están entre algodones !!!

  1. septiembre 15, 2012 en 10:06 pm
  2. septiembre 17, 2012 en 4:54 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: